Historia con gorro rojo

Historia con gorro rojo.Lo que no podía imaginarse era perder su pelo, castaño, medio rubio en verano. Y cuando comenzó a ver el rastro en la almohada y en las sábanas, el enfado crecía. Pasaron, así, unos cuantos días y ya en el curso de un segundo ciclo, nos dijo “fuera”, no quiero ver como se va. Pedimos ayuda para agotar su pelo lacio, profundo y lleno de remolinos.

No quería mirarse, se colocó un gorro. Yo le busqué algunos, diferentes y especiales , de esos que llevan los “surferos” y que están hechos con tela de camiseta, porque al principio el cuero cabelludo duele y no aguanta casi nada. Era verano y esos gorros de colores eran todo un distintivo. A veces le daba vergüenza cuando le decían que su gorra  “molaba”, en otros momentos se sentía especial…

Y llego el frío y buscamos un gorro de lana rojo, como de estibador, y no se lo quitó, ni cuando volvió de nuevo el calor. Era parte de él, su protección frente a cada etapa nueva, su escudo, su referencia. En el viaje a Tenerife con la Fundación disfrutó como nunca con todos los nuevos amigos y amigas, pero no consintió el quitarse el gorro rojo, ni para bañarse en la piscina.

Sudaba en junio en Madrid con el gorro rojo, a veces se perdía y revolvíamos toda la casa buscándolo, o hacíamos kilómetros hasta encontrarlo en el rincón olvidado…

Fue en el viaje a Campo de Gibraltar cuando, en un trueque , Fernando, el médico, le regaló su gorra roja , “beisbolera”, la de los “yankees” y el accedió a dejar por un tiempo largo su gorro rojo.

Lucas se fue con su gorro rojo y yo guardo la gorra roja con su memoria.

Pilar, madre de Lucas.
Anuncios

  1. familia

    Gracias por todos los momentos compartidos con Lucas y con nosotros. Con todos vosotros, voluntarios, amigos, colaboradores, vivió nuevas experiencias y aprendió y creció.

  2. Lorena Díez

    Pilar te mandanos un beso grande desde la Fundación Aladina. Estas en nuestros corazones.
    Lorena Díez

  3. Lola

    Es que lo del gorro tenia tela…a mi me lo dejó un día, en serio!! Que grande Lucas…como odiaba las manualidades…Que especial puede llegar a ser un gorro. Mil besos familia

  4. Milagros

    Lucas tan especial y maravilloso recuerdo la primera vez que vino a una actividad, bueno recuerdo todos los momentos que viví con él, también ese gorro rojo, cómo cuidaba de los peques, como compartía con los mayores, fue precioso compartir tantos momentos maravillosos.

  5. Lola

    Que de recuerdos … Nos conocimos en el Escorial y despues compartimos actividad en Cadiz y en Santander. Debajo de ese especial gorro rojo su maravillosa sonrisa. Besos

  6. Bea

    Lucas…su sonrisa, su gorro y su pelo… y su SONRISA
    Que especial y cuanto me enseñaste…
    Gracias Pilar y Guille por dejaros conocer y por los momentos compartidos en este rastrillo…
    Un beso fuerte,
    Bea

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s